El envejecimiento de la piel es algo que preocupa a la mayoría de las personas, a quién no le gustaría tener la piel tersa y joven para siempre? Podemos mejorar nuestra edad biológica?

La respuesta afortunadamente es SI! Las causas del envejecimiento dependen en un 80% de nuestros hábitos según diversos estudios.

Según estudios desarrollados en diferentes investigaciones sólo el 20% de nuestro envejecimiento es por causas genéticas, el 80% restante es por nuestros hábitos, lo que significa que el envejecimiento es algo sobre lo que podemos actuar!

Uno de los factores más determinantes en el envejecimiento de la piel es la pérdida de energía de las células, que a partir de los 30 años disminuye dejando de producir los componentes de la piel joven (colágeno, elastina, ácido hialurónico). Cuando nuestro organismo disminuye su capacidad de producir esas sustancias es cuando empezamos a observar los signos de envejecimiento en nuestra piel: flacidez, arrugas, falta de luminosidad, pérdida de densidad… comienza el envejecimiento.

Cómo recuperar la energía de nuestras células?

La Medicina Tradicional China (MTC) ha sabido dar respuesta a la recuperación y mantenimiento de la energía de las células mediante el equilibrio que da lugar a un correcto flujo energético.

En Biella Carell aplicamos ese conocimiento en todas las formulaciones de nuestros productos para potenciar el efecto antiarrugas y antiedad de todos ellos, mejorando la energía de las células.

Las fórmulas con doble eficacia que unen el uso de Fermentos y la Medicina Tradicional China para efectos únicos en la recuperación y mantenimiento de la juventud de la piel.

Conosci i prodotti.